En algunos países son muy creyentes, como por ejemplo en Brasil, y no son pocas las personas que tienen en sus casas la estatuilla de algún santo al que rezan cada día. Este el caso de una anciana de Brasil, que se ha convertido en uno de los primeros fenómenos virales del año pro un pequeño error.

Le llevaba años rezando a una figura de Elrond

Una joven fue a visitar a su abuela durante las fiestas, y entonces se fijo en que había una estatuilla a la que le rezaba cada día. La joven sabía que la anciana era devota de San Antonio de Padua, y que a todas partes llevaba la figurita del santo para poder rezarle. Pero durante años, nunca se había fijado en el muñeco.

Pero un día lo hizo y entonces noto que había algo extraño en la figura. La capa que usaba era una túnica con bordados élficos, tenía las orejas puntiagudas y no tenía el característico corte de pelo de los santos. ¿Por qué razón? Pues porque se trataba de una figura de Elrond, uno de los personajes de la saga de libros El Señor de los Anillos de Tolkien.

Una anciana llevaba años rezándole a una estatua de Elrond

¿Cómo era posible que la anciana confundiera, pues, al personaje de una novela de ficción con el santo? La explicación es sencilla: la figura no es que tenga muy buenos detalles y pertenece a una colección de muñecos que la compañía Kinder lanzó con sus huevos de chocolate en el año 2003 con motivo del estreno de la tercera película, El retorno del rey.

La joven informó a su bisabuela y ha decidido regalarle una figura del verdadero San Antonio para poder remplazar a ese Elrond de plástico. La joven compartió la historia por Facebook y no tardó mucho en convertirse en un fenómeno viral lleno de memes por todo el mundo.

Dejar respuesta